viernes, 23 de noviembre de 2012

Gobierno abierto: la única salida política. #OpenDataSev #oGov #OpenData

Escribo este post mientras estoy en la excelente jornada sobre datos y gobierno abiertos en Sevilla (#opendatasev).

Una de las mejores ponencias ha sido la de Guzmán Garmendia.

A continuación os adjunto las notas que he tomado de su presentación.

Guzmán ha hablado justo después de la inauguración del evento, dicha inauguración la ha realizado autoridades políticas.

A pesar que Guzmán ha hablado justo después de las autoridades, éstas se han ido, por este motivo Guzmán ha empezado su ponencia ironizando esta ausencia...



Guzmán ha iniciado hablando de la Declaración de Derechos de Virginia (1776) y la Revolución Francesa (1789).

Ya ha pasado mucho tiempo, sin embargo nuestra base política ha cambiado poco.

Por ejemplo, no puede ser que el programa de un gobierno se haga para 4 años. La sociedad cambia cada minuto, cada segundo, no podemos esperar a acabar la legislatura para adaptar/modificar el programa.

Además, el gap entre el uso de la tecnología entre ciudadanos y administración se ha hecho enorme, hasta el punto que que la distancia es tan grande que provoca ridiculez, ridiculez de la poca implantación de la tecnología en la administración.

Y ello es importante, muy importante dado que es imposible tener un Gobierno Abierto sin una buena base tecnológica.

Guzmán ha mencionado la "pirámide de Obama": Collaboration, Participation y Transparency.

Comenta la necesidad de ser bottom-up, de empezar desde la base.

En este sentido, Guzmán ha comentado que no le vale que la ley de transparencia la construya el gobierno, tiene que ser realizada desde los ciudadanos. No se puede construir desde despachos rancios cerrados.

Así se generó la Ley de Transparencia de la Comunidad Foral de Navarra.


Por ejempo, en dicha ley navarra se regula el uso de software libre por expreso deseo de los ciudadanos.

Pero también se analizó otros buenos casos, New York, Irekia (Euskadi), el proceso de creación de la nueva Constitución ciudadana en Islandia (vía Facebook), la Ley de Transparencia de Serbia (una de las más avanzadas del mundo (según Access-Info) y el caso de Munich.

Además, "con transparencia creamos nuestra Ley de Transparencia", aunque parezca obvio, desgraciadamente no es habitual hacerlo así.

En Navarra se consultó a los ciudadanos, se crearon varias mesas de debate, de transparencia, de tecnología 2.0, de OpenData, etc.

Conversaron con los ciudadanos... aunque Guzmán ha comentado que "cuando llegué al Gobierno de Navarra no tenía ni e-mail para que los ciudadanos se pudieran comunicar", lo primero que creé fue la dirección gobierno@navarra.es

Se conversó con ciudadanos y éstos pidieron nuevas formas de comunicarse, en concreto, por ejemplo, pidieron poder comunicarse con el Gobierno con WhatsApp... y abrimos un usuario en este servicio, ¿por qué no?

Otro ejemplo fue la petición ciudadana para tener una herramienta para poder "denunciar" problemas/incidencias en la calle... y así de hizo (una aplicación para móvil).

¿Y cómo se generó este debate con los ciudadanos?

Yendo a dónde están los ciudadanos, saliendo de los edificios del Gobierno e ir a "buscar" a los ciudadanos en las ciudades... y también en los pueblos, las peticiones son muy diferentes en un pueblo del Pirineo que en Pamplona, por citar dos ejemplos.

El resultado fue una Hoja de Ruta del Gobierno Abierto en Navarra.

Un elemento importante de dicha hoja de ruta es un plan de sensibilización, la gente no sabe qué es OpenData y oGov.

Además, hay que tener en cuenta que el "Gobierno abierto significa repartir el poder, por eso no cala entre las autoridades políticas".

Respecto a la apertura de datos (OpenData) en Navarra, las referencias iniciales fueron Euskadi y Chile.

Y se organizaron unos Premios de OpenData de Navarra.

El resultado fue 10 finalistas, 9 de ellos fueron sobre el dataset de farmacias de guardia.

Guzmán ha comentado que "este ejercicio nos sirvió para ver que hay datasets que no son interesantes para la ciudadanía".

La conclusión es que ahora la Ley indica que hay que abrir datos en función de la riqueza - económica y/o cultural - que generen, y para ello hay que meter a los ciudadanos en la decisión.

Se hicieron reuniones sobre Open Data con los ciudadanos (siempre con post-it's para apuntar y compartir todas los ideas :)

De estas reuniones surgieron interesantes necesidades como la homogeneización de la oferta de datos abiertos, los criterios de apertura, cómo debería ser el inventario de datos abiertos, cuál debería ser el compromiso de actualización por parte de las AAPPs (SLAs), etc.

Además, también se concluyó que el eventual cambio de color político de una administración no debería afectar a sus procesos de Gobierno Abierto.

Por ello "hay que evangelizar más, hay que divulgar más acerca de los conceptos de Gobierno Abierto, Datos Abiertos y Transparencia".


Enlaces relacionados: